Zonas Arqueológicas en Quintana Roo

Zonas-Arqueologicas-en-Quintana-Roo

Zonas-Arqueologicas-en-Quintana-Roo

En la actualidad estas zonas arqueológicas del sur de Quintana Roo son poco conocidas, hace doce siglos, cuando estaban en pleno apogeo y en su máximo esplendor, llegaron a tener una población de más de un millón de habitantes, tres veces más de la concentración poblacional actual de la zona.

Y antes de continuar con nuestro post te queremos invitar a conocer las zonas arqueológicas de Cancún, así como los sitio a visitar y nuestra recomendación para ir a través de Cancún Shuttle.

Puede que creas que el mundo maya y tú son uno mismo porque has visitado Chichén Itzá, Cobá o Tulum, peroexisten también estas 5 Zonas Arqueológicas, que si ya las conoces, es muy probable que te estés acercando a ser un gran erudito de la cultura maya antigua. ¡Vamos a descubrirlo!

Zonas Arqueológicas en Quintana Roo

Dzibanché, lugar de las ofrendas mayas

DZIBANCHE

Su nombre significa “Escritura sobre piedra” por los dinteles de madera tallados encontrados en la zona. Fue una ciudad bastante próspera fundada alrededor del año 200 a.C.

¿Estás listo/a para irte para atrás? Se han encontrado similitudes en Dzibanché que está ubicada a 78 km de Chetumal y Teotihuacán, en el Estado de México. Otro dato fascinante es que su primera época constructiva (periodo clásico temprano), se dedicó a la construcción de enormes templos, mientras que en el clásico mesoamericano, se construye la ciudad, que incluía palacios, edificios públicos y casas; y ya en el periodo clásico terminal, empieza el desalojo y abandono de estas ciudades, a donde los mayas sólo volvían para llevar ofrendas y rendirle culto a sus antepasados en ceremonias.El costo de entrada: $55 MXN.

Kinichná, la casa del sol

kinichna-768x960

Es un asentamiento muy pequeño y muy cercano a Dzibanché, de hecho, la entrada a Dzibanché incluye también el acceso a Kinichná. Cuenta la leyenda que cuando Dzibanché estaba en su mayor apogeo y era una ciudad muy poderosa, comenzaron a tener varios problemas entre los altos mandos políticos, conflicto que causó la separación de Kinichná.

El complejo de Dzibanché está conformado por cuatro grupos arquitectónicos: Dzibanché o Grupo Principal, Grupo Lamay, Tutil y Kinichná, todos están comunicados por sacbés o caminos blancos y están ubicados a la misma distancia entre sí. Kinichná en maya, significa “La casa del sol”.

Kohunlich, el Templo de los Mascarones

kohunlich

Es una de las pocas zonas arqueológicas en las que su nombre proviene de vocablos extranjeros. Viene del inglés Cohoon Ridge y significa “Lomerío de corozos”, un tipo de palma endémica de la región. Lo más impresionante de todo, son sus famosos mascarones dedicados al Kinich Ahau, Señor del Rostro Solar, tienen una altura de 2 metros aproximadamente y son de una belleza única.

El Templo de los Mascarones originalmente comprendía ocho ejemplares representativas del Kinich Ahau, en la actualidad se conservan cinco de ellos. Se cree que empezó siendo un caserío en el 200 a.C. y para el 1200 d.C. ya estaba abandonada. Kohunlich se encuentra a 65km de Chetumal . El costo de entrada es de $65 MXN.

Oxtankah, la cuna del mestizaje

OXTANKAH

Esta zona arqueológica me fascinó, una de las razones es porque sus edificaciones comprenden también un templo católico en ruinas y me pareció bastante impactante ver dos edificios arquitectónicamente tan diferentes que en algún tiempo funcionaron cada uno para su gente y me dio a pensar en toda la historia que guardan esos muros, toda la represión, lucha y sumisión que vieron pasar estos edificios.

Se dice que este lugar es la cuna del mestizaje, aquí se gestó la primera mestiza, Ixmo, la primogénita de Gonzálo Guerrero y Zazil Há. Oxtankah contaba con un sistema de abastecimiento de agua en chultunes y pozos. Se localiza a 15 km de Chetumal. Costo de entrada: $50 MXN.

Chacchobén, lugar del maíz colorado

CHACCHOBEN

Fue el mayor asentamiento de la Región de los Lagos y está ubicado a 70 km de Chetumal. Sus características arquitectónicas como sus esquinas redondeadas, indican que perteneció al Petén. Es impresionante ir descubriendo entre sus jardines impecables las estructuras mayas.

La selva cobija delicadamente esta imponente ciudad abrazada por el tiempo. Entre los hallazgos encontrados aquí, hay dos estelas con jeroglíficos grabados que desafortunadamente no son legibles. Su nombre en maya significa “Lugar del maíz colorado”. Costo de entrada: $55 MXN.

Tips para Visitar las Zonas Arqueológicas

Recuerda que los domingos la entrada a las zonas arqueológicas es gratuita para mexicanos y residentes presentando una identificación oficial. No olvides llevar contigo bloqueador solar y repelente de mosquitos biodegradable, si por algo olvidaste tu repelente, los mosquitos se darán un festín contigo, pero el tip de oro es: busca hojas de pimienta y tállate con ellas, es un repelente natural. Las zonas arqueológicas abren de 8:00-17:00 todos los días.

¿Listo para recorrer cada una de ellas?

¡Aventúrate y sal de la rutina!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *